Por Víctor Fonseca Jacques
Viéndolo bien, no me parece tan descabellado lo que hizo Otto Guillermo Claussen Iberri, Alcalde de Guaymas, en el programa de Águeda Úrsula Barojas Ontiveros. El Presidente de este Municipio dijo que las finanzas son un desmadre. Así, de manera explícita y sin retractarse de lo que la hábil comentarista radiofónica quiso aclarar, el edil expuso en términos generales la situación financiera de nuestra Comuna.


Quizá el rector municipal no quiso entrar en largas y quizá inentendibles explicaciones sobre lo que realmente está pasando al interior del manejo de los recursos de Guaymas, y lo dijo de una manera clara y contundente: las finanzas en Guaymas son un desmadre. Y de paso, culpó a la administración de César Adrián Lizárraga Hernández de todo el desbarajuste que hay todavía en la Tesorería Municipal, donde todavía no hallan cómo hacer para recomponer todo lo que “el orgullo del CET del Mar” provocó. Lo cierto es que ese desmadre mantiene a la planta laboral del Ayuntamiento en un hilo. El tesoro (?) municipal no alcanzó para cubrir los sueldos en la más reciente quincena, y si a eso le aunamos las diferencias políticas que ideológicamente mantienen de espaldas al Gobierno Estatal y a Guaymas, no se advierte de momento cuál será la solución para resolver los problemas que existen y los que están por llegar. Porque es de suponerse que a Claussen Iberri le van a retener, lo más que se pueda, los recursos que por derecho corresponden a los guaymenses. La política en México permite esas y más atrocidades cuando se trata de perjudicar a los contrarios, aún cuando ello implique hacerle un desmadre (digo, ya entramos en el tema) a los ciudadanos. Los intereses políticos siempre van a estar por encima del bienestar colectivo. 

0 Response to ""las finanzas en Guaymas son un desmadre":Otto Claussen."

Publicar un comentario

NACIONAL

INTERNACIONAL

ESPECTÁCULOS

DEPORTES